Por qué el servicio de computación en la nube de Amazon es sólo el comienzo

Lanzado casi exactamente hace diez años, Amazon Web Services (AWS) ahora comprende siete grandes complejos centros de datos a través de tres núcleos temáticos, sirviendo miles de millones de pageviews (páginas vistas) al día – el tipo de escala que, por desgracia, se hace más evidente cuando una de estas “Availability Zones” se cae.

Según un ejecutivo con conocimiento del funcionamiento de Amazon que no estaba autorizado a hablar públicamente, sólo uno de los 10 centros de datos en Amazon’s Eastern United States region tiene más servidores dedicados a la computación en nube que Rackspace, una compañía cloud pública que atiende 180,000 empresas con más de 80.000 servidores.

Pero lo más interesante es la continuación de las ambiciones de la empresa. Se estima que AWS trae 1 billón de dólares cada año, y jefe de la división, Andrew Jassy, dice que espera que esto crezca en un factor de diez.

El sitio web de AWS actualmente cuenta con más de 600 puestos de trabajo, dando una idea del crecimiento que Amazon tiene previsto sólo para un futuro inmediato, con su tamaño muy por delante de competidores como Windows Azure de Microsoft y del recién Google Cloud Storage y Compute Engine.

La computación en la nube ha existido desde hace años, pero ahora, de forma rápida y con menos capital está encendiendo todo tipo de nuevos negocios en todo el mundo.

VÍA: THE VERGE