Si insistes en contra de la actualización de Internet Explorer 7, el distribuidor de electrónica australiano Kogan va a ponerte un impuesto extra del 6,8 por ciento por hacer uso del navegador antiguo – un 0,1 por ciento por cada mes desde su lanzamiento.

Cuando los compradores van a Kogan’s checkout (realizar pedido) en IE7 les aparece una ventana emergente pidiéndoles e implorando que se hagan con un navegador más reciente, y que si se niegan, el extra tax aparecerá en su total. En un blog post la compañía dice:

“La forma en que hemos sido capaces de mantener nuestros precios tan bajos es mediante el uso de tecnología para hacer nuestro negocio eficiente y racionalizado. Una de las cosas que nos detiene es que nuestro equipo web tiene que pasar mucho tiempo haciendo que nuestro nuevo sitio web tenga un aspecto normal en la Internet Explorer 7.”

El “impuesto” es una idea inteligente para conducir un cierto tráfico adicional al sitio web de Kogan, pero actualmente nos preguntamos quién pagaría dinero extra en lugar de actualizar (o simplemente comprar en otro sitio).

Los clientes que ingresan a nuestro sitio con IExplorer 7 pueden evitar el impuesto, simplemente descargando un navegador actual, como Google Chrome, Mozilla Firefox, Safari, Opera o incluso una versión más reciente de Internet Explorer.

FUENTE: KOGAN